Saltar al contenido

EL PERRO QUE PERSEGUÍA AL LEÓN

Un perro de caza se encontró con un león y partió en su persecución. Pero el león se volvió rugiendo y el perro, todo atemorizado, retrocedió rápidamente por el mismo camino. Le vio una zorra y le dijo: – ¡Perro infeliz! ¡Primero perseguías al león y ya ni siquiera soporta sus rugidos!


MORALEJA: Si estás decidido a iniciar una empresa, no te dejes vencer por los primeros riesgos que ella supone.

VALOR ALENTADO: La firmeza de nuestros actos.

FUENTE. Fábulas ejemplares de Esopo.