ROMANIZACIÓN DE LA PENÍNSULA IBÉRICA RESUMEN


ROMANIZACIÓN DE LA PENÍNSULA IBÉRICA RESUMEN

La historia militar entre Roma y la Península es sumamente interesante. No hay tregua, ni paz, ni desmayo. El poder romano gozaba ya de toda la prestancia que las continuas conquistas le habían dado. Sin embargo, las extremas tierras de la Península no daban su brazo a torcer. Era una lucha por la independencia, pura y sencillamente original.

Los pueblos indígenas tenían a su favor el conocimiento del terreno, la vecindad de los pueblos aliados, la abrupta orografía, el amor a su tierra, la salvaje ferocidad del hombre intuitivo y anárquico. Los romanos, en cambio, poseían unas dotes militares únicas. La organización, el mando, el avituallamiento, las fortificaciones. el armamento, las marchas y el campamento eran cosas estudiadas, regidas por unas reglas que la experiencia convertía en leyes.

Pero la organización y la estrategia se vieron enfrentadas a otro sistema de guerra, el de "guerrillas", que tanto auge e importancia había de tener a través de los siglos, no sólo en la Península, sino en el mundo entero. Y de esta lucha feroz saldría la romanización.

La romanización no es más, en términos generales, que una perfecta compenetración y asimilación de caracteres. El pueblo indígena se compenetra con el invasor, rotas ya las esperanzas o fallidas las ilusiones de lograr una independencia, y adopta las nuevas costumbres, la religión, género de vida y cultura del invasor. Lo asimila todo con cierta avidez, propia de la novedad. Se origina un cierto patriciado indígena y nace, como lógica consecuencia, la necesidad de dejarse ver por la capital del imperio. Y nace igualmente el deseo de aprender y de medrar. Si las provincias romanas se convierten e escenario de luchas que sólo afectaban a la marcha o interés de Roma misma, la urb se transforma, por su parte, en punto de cita de hombres privilegiados por la suerte la fortuna o el talento para ser ellos dominadores, en cierto, modo, de sus propios dominadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada