LA PARÁBOLA DE LA SEMILLA QUE CRECE POR SÍ SOLA – MARCOS - 4-26-29 - RESUMEN

LA SEMILLA QUE CRECE POR SÍ SOLA

Decía, además, el Maestro: Así es el Reino de Dios, como cuando y de día, y la semilla brota y crece sin que él sepa cómo… Porque lleva fruto la tierra; primero, hierba, luego, espiga; después, grano lleno en la espiga; y, cuando el fruto está maduro, enseguida se mete la hoz porque la siega ha llegado. 

Interpretación: Solo ganaremos un lugar en el Reino de Dios si – como las plantas – evolucionamos en el espacio y en el tiempo, soportando los vaivenes; pero preservando nuestra pureza hasta que llegue el momento de la siega y seamos juzgados.

Fuente: Colección Amiguitos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada