LA GOLONDRINA Y LAS AVES - FÁBULAS DE ESOPO CON MORALEJA


LA GOLONDRINA Y LAS AVES

Cuando el muérdago comenzó a florecer, la golondrina, presintiendo el peligro que acechaba a todos los pájaros, los congregó y les aconsejó en primer lugar arrancar el muérdago de los robles donde se cría y, de no ser esto posible, guarecerse en la casa de los hombres. 

Más lo pájaros se mofaron de ella, llamándola charlatana. Ante tal situación la golondrina fuese hacia los hombres, presentándose implorante y solicitándole corno huésped y le cedieron un sitio en sus casas, mientras a los demás pájaros les capturaban y se los comían 

Únicamente la golondrina, amparada por los hombres, anida desde aquel entonces sin temor en sus moradas. 

Moraleja:
“Cuando prevemos el porvenir, podemos huir del peligro”

Fábulas De Esopo
Fuente: Toribio Anyarin Injante

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada