DAVID Y GOLIAT - RESUMEN

DAVID Y GOLIAT


Samuel 17

La guerra de los israelitas con los filisteos fue larga y cruenta. 

Goliat era un filisteo gigante, muy temido por los israelitas.

Ufano de su poderío, Goliat retó por cuarenta días a los israelitas para medir fuerzas. Pero nadie respondía.

David, antes de ser ungido rey, fue testigo de estas provocaciones, pues llevaba comida a sus hermanos que estaban combatiendo. 

David se adelantó y le dijo a Saúl: “Dios, que me ha librado de las garras del león y del oso, me librará de las manos de este filisteo”. Y avanzó con su honda en la mano. Goliat se burló de su edad e intentó atacarlo, pero David tomó la honda, le hundió la piedra en la frente y cortó luego su cabeza. Al ver esto, los filisteos huyeron. Dios le había ayudado a matar al gigante.

Fuente: Colección Amguitos

1 comentario: