LOS DUENDES DE SAN PATRICIO - TRADICIONAL CUENTO DE IRLANDÉS


LOS DUENDES DE SAN PATRICIO

Joancín lloraba porque un duende lo asustó mientras dormía; pero llegó su abuelo, quien lo calmó contándole:
«Hay duendes buenos y malos. Los buenos tienen a San Patricio o Maewyn Succat como guía. Nacido el año 387, en Escocia, fue hijo de un oficial romano católico.
A los 16 años lo raptó un pirata irlandés, haciéndolo esclavo. Ya libre fue evangelizador en la Irlanda de los druidas».
-¿Era un sacerdote? -preguntó Joancín.
-Más que ello -dijo el abuelo-, fundó la primera iglesia en Irlanda, luchando por convertir a los paganos celtas.
Hizo muchos milagros -prosiguió-, como desaparecer a las serpientes de la isla; situación que inquietó a los druidas, quienes reclutaron a los duendes malos o Leprechauns, a fin de que invadan la ciudad y hostiguen a los creyentes católicos.
-¿Asustaban a la gente, abuelito? ,
-Sí, no la dejaban rezar y hacían un sinfín de desmanes en el templo, por lo que San Patricio decidió enfrentarlos, sabiendo que eran obra de los druidas.
-¿Y qué pasó con San Patricio abuelito? -Por sus milagros fue ungido santo de Irlanda, venerado para ahuyentar a las almas perdidas y a los duendes que asustaban a adultos y niños. Desde entonces cada 17 de marzo sus devotos le rinden homenaje portando hojas de trébol o tiñendo el río de verde, como sucede en Chicago.
-O sea, ¿el duende del jardín no me hará daño?
-No lo creo Joancín, en todo caso invoca a San Patricio.
FIN

Tradicional Cuento De Irlandés
Fuente: ColecciónAmiguitos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada