POEMA - EL CANTO DE LOS ÁRBOLES


EL CANTO DE LOS ÁRBOLES

Este viento que sopla,
esta lluvia que canta
y que viene desde lejos;
allende las praderas,
allende las montañas;
vuelve con los ojos rojos
y las orejas tristes,
de haber visto a los árboles
llorando a sus muertos
luego del recuento final,
tras el encuentro brutal.

Este viento que se lleva
tantas penas.
Esta lluvia que llora sus siglos
sin sandalias.
Me traen del ayer y el hoy
tantas cosas viejas,
tantas cosas nuevas; y entre ellas…
Errores: hojas vivas, hojas verdes,
amarillas, secas… ¡Muertas!...
… Que nadie repara
Tras ellas, embozadas en la lliclla del adiós
ancianas mariposas plañen
con lágrimas de clorofila ...
¡El arboricidio brutal! ... que se ignora.

Ellas lloran, porque vieron cuando el hombre
ensañado
hincó el hacha una, otra y mil veces
en las vivas entrañas de los árboles.
¡Pobrecitos los árboles! Mudos vivientes,
nobles desamparados
que se van para siempre.

Los que se quedan lloran en silencio
Un doble dolor:

... EI exterminio de seres vegetales y
la agonía del medio natural.
Magno Octavio Santillán Salazar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada