LA NIÑA QUE NO PODÍA DECIR LA “A”


LA NIÑA QUE NO PODÍA DECIR LA “A”

(Una niña y su padre, a la hora del desayuno)

NIÑA: Buenos díes, pepé.
PADRE: Pero, hija ¿por qué me dices Pepe, si sabes perfectamente que me llamo Juan?
NIÑA: No te he llemedo Pepe, pepé. ¡No puedo decir le letre E!
PADRE: ¿Me estás tomando el pelo?
NIÑA: ¡No! ¡Bueee, bueee!

(Entra la madre.)

MADRE. ¿Qué te pasa, hijita? ¿Por qué lloras de esa forma tan rara?
PADRE: No puede decir la letra A.
NIÑA: Eeee… ¡Es verded, no puedo decir le Eeee…! ¡Bueee!
PADRE: No llores, hija. Voy a buscar al vecino, que es médico.
NIÑA: ¡Bueee…! ¿Qué voy e hecer, sin poder decir le E? ¡Todos se burleren de mí!
(Sale el padre y vuelve el médico.)

MÉDICO: A ver niña, ¿Qué te pasa?
NIÑA: ¡No puedo decir le E!
MADRE: No lo entiende, doctor. Lo que pasa es que no puede decir la letra A. Cuando quiere decir A, le sale la E.
MÉDICO: ¡Qué cosa más rara!… si no puede decir la A, a lo mejor es por falta de vitamina A, Que consuma muchas zanahorias, que son muy ricas en esta vitamina, a ver si se le pasa.
PADRE: ¿Y si no le pasa?
MÉDICO: Pues tendrá que aprender a hablar sin la A. En vez de decir “cara” tendrá que decir “rostro”, y en vez de “cabeza” tendrá que decir “coco”. No es tan difícil. Deberán comprarle un buen diccionario de sinónimos. Adiós. (Se va.)
MADRE: Voy a prepararte inmediatamente jugo de zanahoria, hijita.
NIÑA: ¡Bueee, bueee!

(Entra la abuela)

ABUELA: ¿Qué pasa? ¿A qué viene tanto alboroto?
MADRE: La niña no puede decir la letra A.
NIÑA: ¡Bueee…! ¡Nunque volveré e hebler normel!
ABUELA: ¡Qué tontería! Esto se lo quito yo como si fuera un hipo.

(La abuela se acerca a la niña por detrás con una máscara y le da un susto.)

ABUELA. ¡Buuu!
NIÑA: ¡Aaaah!
ABUELA: ¿Lo ven? Ya ha dicho la A.
NIÑA: ¡Es verdad, he dicho A!

Carlo Frabetti

1 comentario: